Volumen 20 - Nº 116
Abril - Mayo 2010

NÚMERO 29, Julio - diciembre de 2011

 

Guía del cielo NOCTURNO
Jaime García


Luego de la fecha, una notación abreviada permite una rápida referencia sobre el tipo de evento descripto:
Notable, interesante, espectacular. Para no perderse. Mapa del cielo referente al encuentro celeste que se describe. Dado que nuestro objetivo es que la guía sirva para todo el país, el lenguaje se mantiene deliberadamente ambiguo. Por ejemplo, oeste significa el sector del cielo comprendido entre el oeste-sudoeste y el oeste-noroeste. Las alturas sobre el horizonte también son aproximadas. A modo de orientación: muy bajo (0 a 15°), bajo (15 a 30°), media altura (30 a 60°), alto (60 a 90°).
Del mismo modo, las distancias angulares y posiciones relativas deben tomarse como valores aproximados que pueden variar de un sitio a otro, sobre todo cuando de la Luna se trate. Por el mismo motivo, evitamos dar horas precisas y nos referimos en términos de primeras horas de la noche, una hora antes de la salida del Sol, etcétera. Cuando se indican, los tiempos están dados en hora local (Argentina y Uruguay), correspondiente al huso horario -3 horas.
Efemérides planetarias (equinoccios, conjunciones, oposiciones, etcétera). Observación destacada o favorable de objetos de cielo profundo, como cúmulos, nebulosas o galaxias.
Ocultación de una estrella o planeta por la Luna u otro planeta. Datos biográficos de un astrónomo cuyo natalicio se recuerda.
Eclipse de Sol o Luna. Suceso de interés histórico (por ejemplo, aniversario de un descubrimiento).
Lluvia de meteoros.    

 

VISIBILIDAD DE LOS PLANETAS
MERCURIO
Visible durante el crepúsculo vespertino durante todo el mes de julio en el cuadrante oeste, con brillo cada vez menor hasta desaparecer en el fulgor solar hacia comienzos de agosto. Al comienzo de septiembre pasará a ser matutino continuando su visibilidad, primero con brillo y altura ascendentes y luego declinantes, hasta el fin de ese mes, siempre en el cuadrante este. Reaparecerá levemente en el cielo vespertino hacia fin de octubre para volver a desaparecer a fin de noviembre. Pasará a ser matutino durante diciembre.
JÚPITERSerá visible en la segunda mitad de la noche durante julio, agosto y septiembre, pasando a verse toda la noche hacia fines de octubre. Luego reinará en el cielo de la primera mitad de la noche, hasta fin de año.
SATURNOSaturno irá aproximándose más al horizonte oeste a medida que avance el segundo semestre hasta perderse en el fulgor solar a mediados de septiembre. Volverá a ser visible, pero matutino, a partir de mediados de octubre y hasta fin de año.
VENUS
Este brillante planeta no será visible en julio, agosto, septiembre y octubre, reapareciendo vespertino en noviembre y diciembre.
URANOEstará visible en la segunda mitad de la noche, en la constelación de Pisces (los peces), durante los meses de julio, agosto y septiembre. Posteriormente, se verá toda la noche hacia fines de septiembre. Finalmente pasará a verse en el cielo de la primera mitad de la noche, hasta fin de año.
MARTE
El planeta rojo brillará sobre el cielo de la segunda mitad de la noche durante todo el semestre, desplazándose lentamente hacia el oeste.
NEPTUNO
Estará visible en la segunda mitad de la noche, en la constelación de Aquarius (el aguador), durante todo julio y agosto, pasando a verse toda la noche a fin de agosto. Luego se verá en el cielo de la primera mitad de la noche, hasta fin de año.

 

 



1
La Luna nueva ocurrirá a las 5:55 con la Luna en la constelación de Gemini y habrá un eclipse parcial de Sol, pero no será visible desde nuestro país sino en la Antártida, frente al océano Índico.
4
La Tierra pasará por su afelio, a las 12 del mediodía, punto en la órbita de la Tierra alrededor del Sol en que ambos se encuentran más alejados, a 152.171.522 kilómetros.
8
El cuarto creciente de la Luna tendrá lugar en la constelación de Virgo, a las 3:30, no lejos de Spica, la estrella alfa de la constelación, y de Saturno.
12

En este día, el planeta Neptuno cumplirá su primer aniversario neptuniano de su descubrimiento. En otras palabras, Neptuno habrá completado una órbita alrededor del Sol, desde el día de su descubrimiento, el 23 de septiembre de 1846, por parte de Johann Gottfried Galle, desde el observatorio de Berlín, siguiendo la predicción teórica de Urbain Le Verrier realizada en 1845. La duración del año neptuniano es de 164,79 años terrestres o 60.190 días terrestres.

 

Indice Inicio Siguiente
Pág. 57-64